Historia

Es imposible separar la historia de CIAL Alimentos de Cecinas San Jorge, la empresa originaria y , sobre todo, de la vida de Don Alberto Kassis Sabag. Y es que cada uno de los hitos de la empresa se entrecruzan con la tenacidad de su Presidente Ejecutivo, quien ha luchado para que la empresa sea líder en su rubro; lo que ha conseguido con creces.

Para conocer la esencia de CIAL Alimentos, hay que remontarse a Belén, Palestina, en la década del 30’, ciudad natal de los padres de Don Alberto —Don Jorge y Doña Mercedes— y tres de sus hijos: Juan, Miguel y Mery.
La familia Kassis Sabag decide emigrar de Belén a América del Sur. Llegan a Chile, motivados por familiares de Don Jorge, que vivían en el país.

A los 2 meses de su llegada nace su cuarto hijo: Alberto Kassis. Mientras él era un niño, sus hermanos ya se iniciaban en el mundo de los negocios: primero, en el rubro textil y posteriormente en el todavía artesanal rubro cecinero.
Al cumplir 12 años, Don Alberto Kassis toma la decisión de trabajar y comienza ayudando a sus hermanos. Los negocios marchaban muy bien, hasta que una crisis económica ocurrida en Chile en 1962 los afectó seriamente. Sin embargo, lograron resurgir al año siguiente, con esfuerzo y perseverancia. CIAL Alimentos, entonces Cecinas San Jorge, partió como una pequeña fábrica de cecinas, en 1963.

Tres años después, los hermanos deciden independizarse y tomar cada uno su rumbo, sin nunca perder la buena relación familiar. Así, Cecinas San Jorge quedó a cargo de Don Alberto, mientras sus hermanos quedaron a la cabeza de JK y Germania.
Según palabras de Don Alberto “Éramos una empresa pequeña, de no más de 70 personas. Trabajábamos en una casa especialmente acondicionada, en Quinta Normal, de lunes a sábado, sin horario. Ese inmenso esfuerzo que hicimos todos nos permitió levantarnos”

Es así como JK se convirtió en una marca con tradición, historia y calidad, reconocida a lo largo de todo Chile.

donjk-310x180 logoantiguo-310x180 edificio